john-francis-pitti-mundial-a-la-vista-y-mucho-mas-

 

John Francis Pittí: mundial a la vista y mucho más…

A sus 38 años este panameño vive un gran momento como árbitro profesional.

Por: Isaac Castillero Wilson

Compartir en redes sociales

De las nuevas figuras del arbitraje internacional, John Pittí destaca por su dedicación y determinación, que le ha permitido estar entre los preseleccionados por la Confederación de Norteamérica, Centroamérica y el Caribe de Fútbol para participar en el Campeonato Mundial de Fútbol, Rusia 2018.

Porvenir

Recientemente vio acción en la pasada fecha eliminatoria por el hexagonal de CONCACAF y está por viajar a la Copa del Mundo Sub-17 de la FIFA, que se disputará en la India en octubre próximo, y en la que junto al asistente Gabriel Victoria representarán al país.

Esta será su tercera participación mundialista a nivel juvenil, ya que estuvo en las citas Sub-20 de Nueva Zelanda 2015 y Corea Del Sur 2017, esta última en la parte de Video Arbitraje-VAR.

Estos pendientes cumplidos y los venideros sin duda han sido aprovechados por este chiricano que anhela estar en la máxima cita de este deporte a celebrarse en territorio ruso el próximo año y ser así el primer panameño en pitar en este nivel; aunque Roberto Moreno estuvo en el pasado mundial en Brasil, pero como árbitro de apoyo.

“Sigo enfocado y motivado. Ha sido un trabajo continuo. El proceso a Rusia 2018 está en su etapa definitiva, por lo que cada oportunidad, partido, seminario es indispensable para estar entre los seleccionados a la fiesta grande del fútbol”, puntualizó el juez central.  

Suena el silbato

Ser constante al sancionar las acciones o dejar jugar sin interferir en el buen desarrollo de un partido, siempre protegiendo la integridad del deportista; es como define su labor este colegiado con 16 años en este ámbito.

Sobre su relación con el deporte, contó que se reforzó cuando entró a la universidad e inició sus estudios en educación física.

“Curioso. Donde vivo (San Carlitos, David) no es un lugar de fútbol. Con decir que mi hermano mayor (Filiberto) fue sacerdote. Soy el segundo de siete hermanos y de niño me gustaron los deportes, jugué béisbol, llegué a compartir junto a peloteros como, Sergio Arauz, Víctor Preciado y otros, bajo el mando del señor Segundo Serrano”, agregó.  

Igualmente, explicó que estando en clase de fútbol, en la parte de reglas de juego, dictada por Alberto Williams le llamó la atención la autoridad y figura del árbitro; confesó también que el juego como tal nunca le robó la calma pese haberlo practicado una que otra vez.

Sus primeros pasos se dieron cuando el presidente del grupo de árbitros de David alquiló una casa al lado de la suya y a sus 22 años recibió la invitación de pertenecer al equipo de colegiados, la cual aceptó.

“Recuerdo que en mi debut se me olvidó como iba el juego y eso que era un torneo recreativo. De ahí fue todo preparación en cuanto a reglas, acondicionamiento físico y personalidad”, concluyó.

Desde entonces, fue todo constancia. Entrenar, ser puntual, estudiar el juego y más, le dieron personalidad y de paso ganarse el respeto de jugadores y público.

Su recorrido va desde la liga de corregimiento, distrital y formalmente en 2004 con la ANAFUFE (Asociación Nacional de Fútbol Femenino), intercolegial nacional, luego Copa Rommel, Liga Nacional de Ascenso y Liga Panameña de Fútbol, de esta última con cinco temporadas completas, con cuatro finales dirigidas.  

Entre sus experiencias fuera de fronteras destacan, torneo Centroamericano Sub-17 en Honduras, (2012), Liga de Campeones de la CONCACAF, Eliminatorias de CONCACAF para los mundiales 2014 y 2018, campeonatos premundiales Sub-17 y Sub-20 (2014), Copa Oro 2015 y 2017 en Estados Unidos, Copa América Centenario 2016, mundiales juveniles; sin obviar, partidos amistosos.

“Ya son 16 años en esto y desde el 2012 como internacional, con nueve años de capacitación en cursos RAP de FIFA, entre otros”, precisó el árbitro con 47 partidos internacionales dirigidos y reconocido por no mostrar tantas tarjetas en sus compromisos.   

Justicia y docencia deportiva

El fútbol es tan rápido para nuestros días que el árbitro es exigido cada vez más, por lo que el silbante recomienda a todo el que se inicia o desarrolla en este ámbito el llevar una vida sana y saludable.

Sobre el uso de la tecnología hizo saber que es un tema que va ligado a los recursos para poder adecuarla al juego, “En mis años, yo puedo decir con toda honestidad que no ha habido ningún otro elemento de equivocación que el error humano. Aunque es parte del juego, claro está que sin predisposición”, añadió.

Más allá de su exitosa carrera profesional, John Pittí marca diferencias fuera de la cancha al llevar una vida digna y demostrar que no existen obstáculos para cumplir sus sueños.

“Me considero una persona normal. Que pone en práctica valores como, honestidad, respeto y hermandad. Hombre de familia (casado y padre de un hijo) y de campo, al nacer en Chiriquí”, confesó el también profesor de educación física.

Detalló que su vida es parecida a la de los jugadores, donde los últimos dos años ha estado algo distante de su familia por los compromisos como árbitro y educador (con licenciatura, maestría y postgrado) porque imparte sus conocimientos en la comarca Ngäbe-Buglé (Escuela Alajero arriba), donde en principio fue a buscar su permanencia tras tres años laborados, pero como muestra de agradecimiento por todo el apoyo recibido no tiene prisa por dejar el lugar. 

Consejos para árbitros por parte de John Pittí

  • Estar preparado física y mentalmente.
  • Estar claro en las reglas de juego y su interpretación.
  • Planificar los partidos.
  • Llevar una vida sana.

Comentarios